Creando una Comunidad de Apoyo Para Refugiados en Brasil

Mientras trabajaban en un proyecto para un curso en la Universidade Potiguar (UnP), Gilce Azevedo y Maria Alice Cruz  notaron con preocupación lo difícil que es para los refugiados integrarse a la comunidad dados los escasos recursos y apoyo. Para ayudar a mejorar esta situación en la ciudad de Natal, Brasil, Gilce y Maria Alice fundaron Sem Fronteiras, un proyecto que brinda a los refugiados habilidades, recursos y apoyo para integrarse más fácilmente a la vida en Brasil.

Gilce y Maria Alice, con formación en psicología y contabilidad respectivamente, habían tenido la experiencia de vivir en un país extranjero. Sin embargo, al regresar a Brasil para estudiar relaciones internacionales comenzaron a comprender mejor la difícil situación a la que se enfrentaban los refugiados en Brasil, por ejemplo, la falta de acceso al sistema de salud público, dificultades para encontrar trabajo debido a la barrera del idioma o problemas para reunir los documentos legales necesarios para permanecer en Brasil. Al conocer más sobre esta situación, ellas decidieron ayudar y fundaron Sem Fronteiras (Sin Fronteras) como un proyecto para una de sus clases.

Sem Fronteiras tiene tres objetivos: 1) ayudar a los refugiados que viven en Natal; 2) facilitar la experiencia práctica de campo para voluntarios, estudiantes, y profesionales; y 3) educar a las personas sobre las necesidades y los desafíos de integración de los refugiados para que se involucren en el proceso de apoyo. La organización brinda servicios de relaciones internacionales, atención médica y dental gratuita a través del Centro de Salud Integrado de UnP (CIS UnP), clases de portugués y asistencia legal.

“Un aspecto fantástico de este proyecto es que brinda a los estudiantes la oportunidad de adquirir experiencia práctica”, comentó Gilce. “Aún más importante, ayuda a los estudiantes y voluntarios a obtener una perspectiva diferente al aprender sobre los desafíos que otros enfrentan en la vida cotidiana y conocer las increíbles culturas que existen fuera de Brasil.”  

Si bien la organización ya ha tenido un impacto significativo en la comunidad, esto es solo el comienzo. Recientemente, fundaron una asociación compuesta por estudiantes, refugiados y voluntarios de la comunidad. Esto les permitirá crecer y brindar servicios adicionales durante los próximos años.